Hace dos o tres años poca gente hubiese apostado por el que fuera cantante de Oasis, la icónica banda de Manchester que hizo historia en los noventa. Hasta que anunció el debut de su carrera en solitario, Liam Gallagher, que tras la disolución del grupo que compartió junto a su hermano Noel rozó la antítesis del éxito con el proyecto fallido Beady Eye, se había limitado a aparecer en la prensa musical debido a sus continuos enfrentamientos, ahora solamente verbales, con su hermano. Pero parece que el pequeño de los Gallagher quería ofrecer al panorama musical algo más allá que de la vacía verborrea a la que recurre para ensalzar su ego.

‘As You Were’ (2017, Warner Bros.) supone un soplo de aire fresco para la carrera de Liam. Seamos francos, tampoco está de vuelta aquel frontman capaz de erigirse como un mesías frente a 250.000 personas en aquellos multitudinarios conciertos de Knebworth en 1996. Sin embargo, sí podría decirse que Liam Gallagher se encuentra en un estado de forma mejor que en los últimos años de Oasis. En este álbum debut, el mediático vocalista ha recuperado buena parte de la esencia britpop que él mismo, junto a su hermano, se encargó de relanzar en la década de los noventa. El resultado de ‘As You Were’ es una colección de canciones que se mueven entre lo más canalla, con letras vengativas o incluso antecedentes a una pelea de bar, y el lado más sensiblero de este hooligan mancuniano. Sin ser, ni por asomo, una demostración de originalidad ni de esfuerzo compositivo, se trata de un trabajo válido para quienes añoraban material decente de Liam.

liam gallagher oasis

La carta de presentación del álbum fue “Wall Of Glass”, un tema contundente con unos coros góspel que acompañan al estribillo. Inmejorable para captar la atención del oyente. A partir de este pistoletazo de salida el elepé discurre sin grandes sorpresas entre canciones enérgicas como “Greedy Soul”, “You Better Run” o “I Get By”, que se bastan de firmes guitarrazos y una sección de vientos que aporta aires de soul-rock, y baladas sostenidas por una envolvente y cuidada instrumentación, de las cuales destacan “Bold” (que crece a medida que avanza el tema gracias a flotantes punteos) o “Paper Crown”. Merecen especial atención “For What It’s Worth” y “Chinatown”, la primera por ser un medio tiempo melódico de notable calidad y la segunda por tratarse, en cierto modo, el corte más innovador gracias al arpegio, que nunca fue una seña de identidad de los Gallagher, y a un ochentero sonido de sintetizador.

Si bien ‘As You Were’ no apuesta por un sonido rompedor ni mucho menos, Liam Gallagher ha sabido rodearse de grandes profesionales para relanzar su carrera.Los artífices detrás del álbum son Greg Kurstin, Dan Grech-Marguerat y Andrew Wyatt, que suman entre los tres producciones a artistas de primer nivel como Foo Fighters, Radiohead, Adele o The Vaccines. Con el tiempo se verá si esto es el inicio de futuro medianamente prometedor o una simple llamada de atención de Liam Gallagher.